Gerente general de APAG: “La falta de agua afectaría a 100 mil hectáreas de cultivos en Piura”

Debido a la falta de agua en el reservorio Poechos y al mal estado de la infraestructura hidráulica, diario Correo entrevistó al gerente general de la Asociación de Productores Agroindustriales de Piura (APAG), Armando Rivera Franco, quien se pronunció sobre esta problemática.

¿Cómo nace APAG?

La Asociación de Productores Agroindustriales de Piura nace a raíz de la pandemia, que devastó a miles de piuranos. Esta iniciativa de un grupo de empresas de asistir a los sectores más afectados, nos llevó a unir fuerzas para brindar apoyo a los piuranos, brindando alimentos, asistencia médica, medicina, labores de desinfección, entre otras actividades. De esta manera, se acuerda formar una asociación sin fines de lucro.

¿Quiénes forman parte de APAG?

La conforman grandes, medianas y pequeñas empresas agroindustriales de Piura, las cuales tenemos como objetivo principal: promover y defender los derechos de los asociados en todo aquello relacionado con el ejercicio de sus actividades empresariales, entre ellos, el impulso de procesos de inversión ante las autoridades gubernamentales en todos sus niveles, para la creación o mejoramiento de accesos o vías que faciliten la labor agroindustrial, la construcción o reforzamiento de reservorios de agua a fin de garantizar la dotación de agua para los campos.

Asimismo, promover políticas de responsabilidad social y mantener el compromiso de  seguir trabajando por el crecimiento de Piura.

¿Por qué la Autoridad Nacional del Agua (ANA) recomienda trabajar con la cota 103 del reservorio Poechos?

Te comento que el proyecto de gestión integrada de recursos hídricos en diez cuencas, es financiado parcialmente por el Banco Mundial, sobre la cual se tiene un subcomponente de monitoreo y seguridad de la presa. En ese sentido, conforme a lo regulado en el marco del Art. 106 de la Ley de Recursos Hídricos, y del Art. 5 del Reglamento de Seguridad de Presas Publicas de Embalse de Agua, se determina que es función del ANA controlar, supervisar y monitorear la seguridad de las grandes presas.

¿Cómo se determinó trabajar con la cota 103, a pesar que el año pasado se trabajó con la cota 104.5?

En el año 2019 se realizó un taller de análisis de modos de fallo, siendo la conclusión operar en la cota 103 msnm. Con esta información, el PECHP inició la planificación de actividades para la obra de afianzamiento de Poechos y durante el año 2020, se inició la habilitación del filtro invertido– blanket y se contrató a la empresa que ejecutaría las inyecciones de concreto en el aliviadero de emergencia.

Sin embargo, el requisito principal para dichas inyecciones fue mantener la cota del embalse en 98 msnm, lo cual ponía en riesgo la planificación de siembras de este periodo. Dado esto escenario, el consejo directivo del PECHP suspende las inyecciones y posterga la actividad.

Si bien ANA tiene informes de monitoreo, debe analizar que estas filtraciones cada vez son menores y debe tomar como referencia el nivel del embalse durante el año 2020, es decir, la operación en la cota 104.5 mnsm, lo cual también lo expresa en su informe.

¿Cuántas hectáreas de cultivos se afectarán si se trabaja con la cota 103?

El área de influencia es de aproximadamente 100 mil hectáreas de cultivo. Además, es fuente de agua para actividades energéticas, piscícolas, entre otras industriales y es el corazón de la fuente para uso poblacional.

¿Se podrían originar conflictos por la escasez de agua?

El pulmón de la economía de Piura proviene de las actividades agrícolas. Por supuesto que podría desencadenar en conflictos sociales. Los temas de agua son de alto impacto en nuestra región, sin necesidad de clasificar entre la agricultura familiar y agroexportadora, industrias de todo tipo y sobre todo, lo que representa este recurso en la población. La frase “Poechos dependiente”, define perfectamente el nivel de impacto y refleja el grado de influencia en todas las actividades económicas.

Durante el año 2020, el embalse Poechos ha trabajado en la cota 104.5 msnm. Evidentemente, ha tenido un manejo técnico, controlado y continuamente monitoreado. Bajo el mismo concepto y aceptación de operación en el año 2020 y considerando la mejora a la fecha lograda, debe darse la misma aprobación, siempre aplicando el principio de cautela y entendiendo que el año hidrológico mantiene las condiciones de sequía y podría ser aún más limitante que lo experimentado durante el 2020.

¿Se puede llegar a un acuerdo con las autoridades para trabajar con una cota mayor?

¿Han tenido algún acercamiento con las autoridades?

Como APAG, se ha tenido acercamiento con las autoridades, consultado el análisis técnico y el impacto de esta decisión en la actividad económica de nuestra región. Hemos participado de reuniones con el Proyecto Especial Chira Piura y la Cámara de Comercio de Piura.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here